“Esta novela puede afectar seriamente su percepción pesimista de la realidad. Provoca carcajadas y ganas de más. Sus personajes son como los hijos: cuanto más tropiezan más se les quiere. Cuidado con sus corazones: les pueden entrar ganas irrefrenables de enamorarse y de vivir”.

SINOPSIS:

La inexplicable desaparición del gentleman Atticus Craftsman en el corazón de las tinieblas de la España profunda parece estar relacionada con las malas artes de cinco mujeres desesperadas, las empleadas de la revista Librarte, capaces de cualquier cosa con tal de conservar su trabajo. El inspector Manchego será el encargado de desenredar una trama en la que la comedia romántica se mezcla con el drama más tierno, la intriga policíaca desemboca en el mayor hallazgo literario de todos los tiempos, lo difícil se vuelve fácil y los problemas se ahogan en un mar de lágrimas… de risa. Todo esto para terminar descubriendo, qué cosas, que el amor lo explica todo.

OPINIÓN:

Cuando un libro, antes de abrirlo, ya te prevé de cierto sentimiento post-lectura como lo hace este – con el párrafo que abre esta reseña –, las expectativas son muy altas, y por tanto, el libro debe ser muy bueno para poder alcanzarlas. Sin duda, La felicidad es un té contigo, cumple con todas las expectativas, al menos las mías. 

Es una novela ágil, amena y fácil de leer, que consigue que te partas de risa a la vez que mueras de ternura. La historia gira en torno a las cinco mujeres que trabajan en la Revista Librarte que quieren evitar por cualquier medio que Atticus Craftsman, el hijo del dueño, que llega a Madrid desde Inglaterra para cerrar la revista, lo consiga, puesto que ellas se quedarían sin trabajo. Las cinco mujeres utilizan todas sus armas para persuadir a este peculiar inglés que acaba desapareciendo del mapa, sin dar señales de vida ni siquiera a sus propios padres. La autora consigue mantener enganchado al lector a medida que avanza la historia, dejando pinceladas de ese humor inglés tan característico, también del ‘humor’ andaluz, que se entremezclan dando lugar a escenas muy divertidas que consiguen hacer sonreír al lector. Todo aderezado con esa pizca de misterio que mantiene el alma en vilo pero que queda perfectamente definido al final de la novela. La felicidad es un té contigo, encaja dentro del grupo de novelas de comedia romántica, con su trama amorosa siempre presente, pero cuya finalidad es más trabajada por la autora hacia la parcela del entretenimiento.

Mamen Sánchez ha tenido en esta novela la difícil tarea de atar todos los hilos que quedan sueltos a lo largo de la historia donde profundiza en la vida de las cinco chicas que trabajan en Librarte y por lo tanto, al llegar al final las cinco vidas deben quedar perfectamente perfiladas, algo que a mi parecer, se consigue, porque cuando acabas la novela no te queda la sensación de que falta algo, sino que el sentido de la historia ha sido captado y queda claro cuál es el final y en qué ha quedado cada personaje.

Otra de las cosas que me han llamado mucho la atención es el título del libro y su relación con la historia. No contaré nada, pero puedo decir que lo que a priori parece un título llamativo, para una novela de contenido amoroso, al final resulta ser una parte muy característica de la trama, que a mí por lo menos me ha sorprendido bastante y me ha parecido una baza muy ingeniosa con la que la autora ha jugado para ponerle nombre a su libro.


LA AUTORA:


Mamen Sánchez, es licenciada en Ciencias de la Información  por la Universidad Complutense de Madrid. Ha cursado los estudios en las Universidades de La Sorbona, Londres y Oxford. En la actualidad es directora adjunta de la revista Hola.


Además de La felicidad es un té contigo, que fue publicada en 2013, Mamen tiene 6 obras más publicadas, que son: Juego de damas, El gran truco, Agua de limonero, La estrella de siete puntas, Gafas de sol para días de lluvia y su última y exitosa novela Se prohíbe mantener afectos desmedidos en la puerta de la pensión.